Inicio > Espanyol, Liga BBVA > Buscar la victoria a través de Verdú

Buscar la victoria a través de Verdú


Entrar en el garaje del Señor Lobo es uno de esos ‘ochomil’ apuntados en las agendas de la Liga BBVA. Allí hay herramientas cirujanas para todo tipo de improvistos, sean del talante que sean, por eso la seguridad que desprende un equipo de Joaquín Caparrós; capaz él de encontrar un 100% de efectividad hasta en el lanzamiento desde los once metros. El reto de Pochettino en plena efervescencia, a mitad de agosto, y en una primera jornada, parecía una quimera cuyo libro de instrucciones pasaba, quizás, por el azote individual de tu figura: Joan Verdú.

Ya recordamos al bueno de Joan la temporada pasada cuando el Espanyol previo a desfondarse, como siempre, y por el extraño destino de sus proyectos, destacaba por la calidad de su propuesta dirigida por el “10” y algún paladín más. Y es que si de Verdú se subraya en los temidos highlights su capacidad para conducir, transitar, correr a la contra y golpeo; el material más extenso del jugador se admira en la virtud de la pausa, de dar sentido a la posesión, juntando, como los mejores peloteros en este juego.

Y puestos a presentar y a definir lo escrito, el perfil de Javi Márquez necesitaba de poco protocolo de recepción para el entrenador rival. Pochettino hizo el planteamiento desde la obligación a una pareja de mediocentros de tener que girar si querían prever el daño que el “10” podía infligirles, también en los intangibles de permitir a Cristian Gómez y Víctor Sánchez más movimientos. Contando con el protagonismo excepcional de Wakaso que se incluye en ese mejunje hecho para Joan Verdú. Eso dotó de un mayor esfuerzo a activos en ataque como Casadesús para el Mallorca; y así fue como Pina, se encontró desaparecido de correr hacia delante, y Javi Márquez, al olvido general de su partido.

El encuentro acabó por decidirse con la precisión de quien conoce todos los contextos, hasta el de la simpleza y la ‘dormidina’, para rematar a pocos minutos del final. No salió él al campo a patear pero Joaquín Caparrós siempre está ahí; incluso cuando la victoria y la importancia se la dábamos a un “10” rival. Así se cierra un círculo de tres puntos, que no es desconocido para el aficionado, pese a una primera jornada de agosto.

Anuncios
  1. Aún no hay comentarios.
  1. 31 agosto, 2012 en 3:27 am
  2. 31 agosto, 2012 en 3:29 am

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: