Inicio > Perfil en Masliga: Crónicas y Análisis. > Crónica Real Madrid (jornada 7) Rival: Barcelona

Crónica Real Madrid (jornada 7) Rival: Barcelona


Publicado en MASLIGA.

BARCELONA 2-2 REAL MADRID

 

CRÓNICA PUNTO DE VISTA: REAL MADRID

JORNADA 7

FECHA: 07/10/2012

PARTIDO
BARCELONA-REAL MADRID
ALINEACIÓN BARCELONA
Valdés; Alves (Montoya, m.27), Mascherano, Adriano, Alba; Busquets, Xavi, Cesc (Alexis, m.61), Pedro, Messi e Iniesta.
ALINEACIÓN REAL MADRID
Iker Casillas; Arbeloa, Pepe, Ramos, Marcelo; Khedira, Xabi Alonso, Di María (Essien, m.87), Özil (Kaka, m.80), Cristiano Ronaldo y Benzema (Higuaín, m.61).
GOLES
0-1, m.23: Cristiano Ronaldo. 1-1, m.30: Messi. 2-1, m.61: Messi. 2-2, m.66: Cristiano Ronaldo.
ÁRBITRO
Delgado Ferreira (Comité Vasco).
TARJETAS
T.A: Pedro (m.40) y Busquets (m.54). Xabi Alonso (m.43), Özil (m.58), Pepe (m.78) y Arbeloa (m.90).

CRÓNICA:

Habría que preguntarse si el gesto de Mourinho en rueda de prensa era el de alguien que salía con un punto válido y valioso, o el lenguaje corporal dictaminaba cierta desaprobación al lío de juego en el que se convirtió ‘el clásico’; ese tan esperado. Tampoco en los últimos duelos entre estos dos conjuntos nos habían situado en una sensación de enumerar las transiciones de uno y otro lado, tantas, que el resultado parecía estar siempre abierto. Al final fueron cuatro goles, resumen simpático de lo vertiginoso, pero que esconde un argumento tan fuerte como que el Real Madrid jugó más a ser él que el Barça con un mismo propósito, algo nada desdeñable si consultamos una historia reciente algo más profunda con los azulgrana. Y es que marcaron los dos grandes astros, Messi y Cristiano; se hundieron ambos dobles pivotes salvo Khedira, facultativo para obrar en consecuencia en las transiciones; y quienes brillaron de verdad, en una modesta opinión, fueron Iniesta y Özil, cada uno en su contexto y lugar.

Del párrafo anterior no se debe sonsacar una lectura incorrecta: el Barcelona no dominó pero sí tuvo la pelota en campo rival aunque en la primera parte no fuera tan efectiva como posteriormente así ocurriera. Arbeloa venía al centro, a tapar un carril minimizado por el exceso de taco y poca carrera, ese de confluencia entre Cesc e Iniesta; con un Jordi Alba, en el intento, donde Di María se bastaba para que el peligro no fuese real. A partir de ahí, lanzar hacia arriba con Khedira o Xabi Alonso, y su dañino cambio de orientación. Acumular hombres en el perfil derecho del ataque parecía la tabla rasa donde Mourinho explotara el hecho de que jugase ahí Adriano como improvisado central zurdo, para rematar en el lado débil, ese que quedaba más desprotegido. Benzema se acercó al área tras asimilar esa jugada, y aprovechar sus condiciones, la del mediocentro del área, en asistencia del gol de Cristiano Ronaldo. No se trataba de la espalda de Alves, Xavi o Mascherano; todo consistía en acumular en esa zona izquierda del Barcelona a hombres de ataque, Marcelo incluido, para encontrar el momento justo de descargar a un lado más frágil. Pura superioridad numérica… y posicional. Incluso hubo tiempo para que Benzema o Di María pudieran poner el marcador aún más en ventaja aprovechando la misma logística; algo parecida a la sensatez del Barcelona para acabar con recepción de Pedro y sumar jugadas desde ese lado, el de Marcelo o de Xabi Alonso, muy expeditivo. Por demás. El empate se cocía así, con la sorpresa amarga de Pepe; kaiser él -toma tópico- durante los noventa minutos restantes.

Özil justo destacado en la foto y en el conjunto (Foto de Víctor Carretero en REALMADRID.COM)

Muchas portadas, en justicia deportiva y futbolística, se ha llevado Özil. Ya se encargaría Mourinho en posterior rueda de prensa alabar lo completo de un trabajo de desgaste en la pérdida, llegando hasta la altura de Messi en casi sesenta minutos, para posteriormente ofrecer ese mejunje de trazas con el exterior, conducciones con la relativa pausa, y lo más importante, ofrecer líneas de pase para su conjunto y que le valiese para ordenarse aunque fuera para presionar después. El alemán encuentra en ese campo un refugio donde trasladarse a un jugador más efectivo, eficaz y perspicaz. Parece que del césped de Barcelona brote cierta revitalización del jugador, algo a lo que nos estamos acostumbrado, y es que no hay activo mejor para mostrarse frente al equipo azulgrana, ese que te ahoga con Xabi, Busquets, Iniesta o Messi. Ahora solo queda esperar que comience a ser un rendimiento constante; sumó además una asistencia para el empate a dos de Cristiano Ronaldo, otra vez, colándose entre centrales. Anteriormente en una falta, Messi, puso la espina del 2-1.

Hasta su última media hora, y se acepta réplica, el Barcelona no equilibró la balanza de juego. La figura de Iniesta comenzó a destacar sobre todas las demás en maximizar la posesión de su conjunto con espacio, algo previsible, pero que hasta la entrada de Alexis Sánchez no se tradujo por parte de Tito. Acierto para él. Y es que Alexis apartó del circuito a Arbeloa que ya esperaba más abierto, cuán Coentrao en otros partidos, por establecer una comparación; e Iniesta más Messi se encontraron más y mejor en tres cuartos del campo. El argentino ahí luce y ahí es determinante, aunque el cuerpo del equipo lo manejase Iniesta. Un remate al larguero de Montoya puso punto final a un encuentro, valioso para ambos, escueto para espectadores exigentes, y realzando una pieza de coleccionista en la que se han convertido nuestros Real Madrid-Barcelona o viceversa.

VALORACIONES INDIVIDUALES:

JUGADOR
VALORACIÓN
COMENTARIO
Casillas 5 No tuvo paradas que comprometan su nota y recibió dos goles. Tampoco asumo que ambos tuvieran algo que ver con el jugador.
Arbeloa 8 Viniéndose al centro y concretando un gran partido desde esa especifidad. Los cambios de Tito le apartaron de brillar durante todo el encuentro.
Pepe 7 Quizás su rendimiento fuera sobresaliente pero ese error en el primer gol del Barcelona le resta en la nota final. Kaiser.
Ramos 6 Aún no se le ve con esa templanza que le da un superior nivel. Parece en un rendimiento ínfimo respecto a su compañero de viaje.
Marcelo 5 Habría que plantearse si el Camp Nou está hecho para él. Sumó en el primer gol para luego ir sufriendo frente a Pedro; Pedro el de ‘los clásicos’.
Xabi Alonso 5 Realmente superado, seguramente por lo global de Messi. Estuvo demasiado expeditivo, causa de lo anterior. Aunque sumó en fase ofensiva y a la hora de lanzar; quizás sea algo injusto.
Khedira 7 Le gusta y suma en el vértigo. Sale y se va incrustando en la fase ofensiva sin que el balón pierda ritmo. Uno de los jugadores de la temporada.
Di María 5 Pasado de revoluciones.
Özil  9 Manejó tempos desde su exterior más conducción. Incluso sumó para realizar la presión sobre el ataque azulgrana. Magistral en muchas facetas.
Cristiano Ronaldo  7 Dos goles y la visión de quien tiene la pelota y parece que se va a dentrar por el interior de la defensa rival. Aún el Barcelona no le paró en un año hasta ahora. O quizás más.
Benzema 7 Trabajó para recepcionar y dar la convicción a la fase ofensiva del Real Madrid. Aún le falta chispa incluso para rematar, pero poco a poco. Siempre suma en contextos así.
Higuáin  S.C.
Kaka’ S.C.
 Essien S.C.  –

Anuncios
  1. Aún no hay comentarios.
  1. 11 octubre, 2012 en 1:43 am

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: