Archivo

Posts Tagged ‘Higuaín’

Benzema, manifiéstate

16 enero, 2013 6 comentarios

Publicado en MASLIGA.

Cuando el fútbol ve llegar las eliminatorias, las de verdad, es momento de hacer balance. Es un signo humano más de no querer dejar nada a la aleatoriedad, a tener todo medido por números; subyugados por clasificaciones y cifras que hacen obtener conclusiones, en muchas ocasiones precipitadas. De ahí el poco valor dado a un balance si no llega detrás con alguna reflexión por corta que sea; aunque es demasiado pedir al tiempo. El “juntaletras” al menos de eso sí posee, e intentaremos que así quede reflejado aprovechando el ecuador de la temporada, y argumentar un pensamiento que me lleva flotando un tiempo, alcanzando su cénit ahora. Oportunista como pocos.

El Real Madrid de esta temporada se parece poco o nada al anterior binomio de Mourinho, lleno de mayores matices entonces, vacío ahora. El portugués debe mirarse al espejo cada día y ver reflejado el paisaje bucólico de Mestalla en final de Copa; Barcelona con la Liga en juego; e incluso el propio Santiago Bernabeu en semifinales ante el Bayern. Un objetivo para ser sinceros lejano. David Gistau hablaba el domingo de desazón; y me temo que no es sólo del aficionado, también de cuerpo técnico y plantilla salvo honrosas excepciones. Y a la espera de expectativas. Encuadradas éstas en los balances con que empezamos a escribir el texto.

Puede resultar de comedia costumbrista pero es momento de hablar sobre la expectación puesta, en no pocas ocasiones ya, en la figura de Karim Benzema. Esta temporada por lesión de Higuaín no parece repetirse la situación; tras el hartazgo de minutos jugados del francés. Tampoco es cuestión de reprender la falta de goles, de ahí que dejemos la estadística a un lado. El lionés peca de algo más que remate. Un jugador al que muchas veces he denominado <<mediocentro del área>>, expresión robada al entrenador Raúl Caneda, y que a día de hoy le posee la ausencia crítica. Y no la que se hace uno mismo, sino distintos frentes que puedan hacerle ver el jugador que posee. Mourinho consiguió encenderlo para la segunda mitad de la pasada temporada, pero, ¿siempre va a necesitar ese empujón a medias?

mourinho

Las temporadas de Benzema en Madrid son como el afecto entre dos amigos, hombre y mujer, y no cualquier afección; donde nada acaba en una relación seria. El ‘todo’ para él o ella se queda en la nada. Cuna de la desesperación. Así veo la figura del francés que se repite por años sin dar el paso necesario en su fútbol, y en la trascendencia del mismo. Apatía es un tópico útil.  Ni el propio Mourinho ni Pellegrini han sido capaces de encauzar esas posibilidades, y eso que el jugador se aproximó la pasada temporada a nueve de tendencia tras Falcao. Ahora parece una quimera.

Ya desde sus primeros amagos con lo mediático parecía un fútbol frío. Con detalles, sí, pero sin ver mecha en sus ojos. Tanto es así que pareció no preocuparle ir a un Mundial con su selección, dando por hecho que la carrera de un futbolista no cuenta con tantas participaciones en un torneo de esas características. Ya en la actualidad, un jugador más mermado en condiciones como Higuaín es fácil que vuelva a aparcarlo al banquillo, como constante desde que llegó a Madrid. A Benzema le sigue sonriendo que algunos lo veamos como “el diferente” -donde me incluyo- aunque su actitud comienza a cansar. Es de suponer que a Karim no le llega la inteligencia para saber entender la ambición, y no es poca la virtud. En lo técnico va tan sobrado que da hasta pena verlo ahogado en un pozo dando brazadas de gran nadador para poder salir, y sin conseguirlo; seguro por actitud. La intensidad de la que muchos hablan y nadie mide, ni siquiera entrena, resultando un intangible hasta un punto mentiroso; parece ser que es de lo que adolece. Y a mi edad, la fe, me cuesta.

Crónica Real Madrid (jornada 10) Rival: Zaragoza

4 noviembre, 2012 1 comentario

Publicado en MASLIGA.

REAL MADRID 4-0 ZARAGOZA

 

CRÓNICA PUNTO DE VISTA: REAL MADRID

JORNADA 10

FECHA: 03/10/2012

PARTIDO
REAL MADRID-ZARAGOZA
ALINEACIÓN REAL MADRID
Casillas; Sergio Ramos, Raúl Albiol, Pepe, Arbeloa (Nacho, m.82); Essien, Modric, Özil; Di María (Callejón, m.73), Cristiano Ronaldo e Higuaín (Benzema, m.69).
ALINEACIÓN ZARAGOZA
Roberto; Sapunaru, Álvaro, Loovens, Abraham; José Mari (Romaric, m.87), Movilla, Apoño; Víctor Rodríguez (Javi Álamo, m.75), Montañés; y Postiga (Aranda, m.79).
GOLES
1-0, m.23: Higuaín. 2-0, m.25: Di María. 3-0, m.89: Essien. 4-0, m.92: Modric.
ÁRBITRO
Estrada Fernández (comité catalán).
TARJETAS
T.A: Modric (36) y Ramos (65). Abraham (69) y Sapunaru (74).

CRÓNICA:

Es un hecho que el Real Madrid se quedó en este encuentro a medio camino. No por la diferencia de fútbol en ambas mitades. No. Mourinho lo ha definido de una manera perfecta con la ausencia de <<equipo compacto>>; en un déficit vista la posesión, y una notable respuesta en defensa. El objetivo, por tanto, será encontrar una explicación a lo desapasionado del comentario. Todo dentro de un contexto, unas bajas, y un rival, que no debe hacernos perder en quimeras. Ya lo recordó el propio entrenador: Xabi Alonso y Khedira. Y algo más.

El doble pivote en este caso fue Modric y Essien. Inédito, pero de un gran nivel competitivo; cómo sino de otra manera con Luka haciendo suya la salida y continuación. Ahí residió una de las novedades del encuentro, y prácticamente, la base para crear una superioridad sobre el centro del campo maño formado por tres hombres. Özil, actualmente envenenado; y el mencionado Modric; en cada salida formaban paralelos y daban escape a la pelota hacia la segunda línea, con ventaja sobre el físico Jose Mari y el técnico Apoño. La espalda de Movilla es el sentido de este patrón, y ahí estaba Di María, quizás el porqué de ése déficit de solidez con el esférico. El jugador acumula aceleraciones con diagonales vertiginosas que no son seguidas por sus interiores, su línea de atrás, y el Real Madrid acaba por entregar el control. Ante la falta de establecer la velocidad idónea, por delante de los centrales, surgió Cristiano Ronaldo para amenazar desde su ya conocido, en este curso, perfil derecho. El segundo gol proviene de su arrancada para servir a Ángel Di María, que ahora sí, supo correr. Alguna vez he comentado por qué iba siendo habitual la elección de Callejón en el once. Y creo que está todo dicho; Mourinho no debe saber qué hacer con su jugador más representativo.

De lo que no hemos hablado es de la importancia de la defensa en la construcción de tres puntos valiosos; por lo trabajado, y no por la cacareada pegada. Higuaín hizo el primero del marcador en rechace de Roberto a remate de cabeza de Albiol. El valenciano sería titular en partido de Liga, reconociendo el entrenador su valía como competitivo, y que Varane aún son 19 años para encadenar alta competición. El internacional por España es uno de esos jugadores que somos capaces de olvidar cuando la boca se llena de “cantera”, un tema candente en casa blanca. Me refiero a mantener una salud vital para el vestuario, dando opción a los que menos juegan, y no por el hecho de hacer debutar a gente joven. Es necesario entender esto. Ser coherentes con la realidad y la competición.

Y si queremos hablar de competitividad y defensa, por ir aunando un poco todo, ahí está Pepe. El Zaragoza necesitaba respirar las ventajas obtenidas con Apoño y el portugués fue desesperanzador para los de Jiménez, eliminando a su compatriota Postiga a través de una marca casi individual. Salía varios metros para tapar ese salvoconducto que buscaban los visitantes, y ahí se agotaba la jugada. La vez que el propio Pepe fue a por Víctor -gran jugador-, Postiga llegó a portería.

Una de las imágenes del partido es ese duelo entre compatriotas: Postiga y Pepe (Foto en HERALDO.ES)

Ya en la segunda parte, sí hay algo que contrastamos y hemos ido destacando en anteriores crónicas, dentro de un Real Madrid “funcionario” en estos 45 minutos que aún quedaban. ¿Cuántas son las conexiones entre Modric y Cristiano Ronaldo? Hemos hablado de esa espalda de Movilla y frecuentar la posesión delante de los centrales del Zaragoza. La cabida del portugués, en ese contexto, es absoluta. Él tiene tiempo para variar su pierna por la lateralización de Modric, necesitado el Sábado de Xabi Alonso para hacer más natural este movimiento. Más natural… e incisivo, dónde causar mayor daño con unos metros ya cogidos, y Özil ocupar el lado débil dejado. Si es que a estas alturas podemos hablar de debilidades. Cuestiones que nos dejó el encuentro, pero que ya comenzamos a generalizar para todos.

Así fue como los tres puntos se quedaron en casa, sin duda con merecimientos de juego; aunque abultado en el marcador ya que al final serían cuatro goles con los dos que se marcaron al final. Benzema, que salió desde el banquillo, dejó el rastro de su talento con una asistencia a Essien de la que se habla poco por su sutileza en el toque. Por esa punta elegante. Y Modric remataría muy al final su faena con una jugada que él mismo produjo, asistiendo a Cristiano Ronaldo, cuyo desvío fue al croata. Confirmado por el propio Mourinho, a este Real Madrid no le falta ritmo, de una manera global, pero sí aún queda para alcanzar su mejor nivel. Esperemos, qué viene la Champions.

VALORACIONES INDIVIDUALES:

JUGADOR
VALORACIÓN
COMENTARIO
Casillas 8 Estuvo magnífico en las ocasiones que tuvo que resolver y se le vio seguro. De sus mejores partidos en el curso actual.
Sergio Ramos 5 Ciertamente despistado y es que en su “nuevo rol” no es capaz de alcanzar su nivel.
Pepe 8 Eliminó a Postiga del partido. Y eso es mucho.
Albiol 7 Correcto y competitivo. Tampoco se le exige más; sustituyendo a Varane, en teoría.
Arbeloa 6 Desde el lateral izquierdo y sabiendo cuando incorporarse. Su valoración no puede quedar supeditada por el rol ya que llegaba de una lesión.
Essien 6 Constructivo y en el apoyo siempre, quizás echamos de menos lo suficiente a Xabi Alonso. Sobre todo Modric. Aun así, correcto.
Modric 7 Se lateralizó para conectar con Cristiano Ronaldo y cumplió con el precepto de ser superiores posicionalmente en un medio del campo con enjundia del rival.
Di María 5 Está impreciso en la elección de velocidades e insuficiente a la hora de ser determinante. Le falta algo en esta temporada para alcanzar un nivel aceptable. Rompe al equipo.
Özil  7 Bajó hacia el interior y ocupó el lado débil en la posesión. Como bien he definido: “está envenenado”.
Cristiano Ronaldo  9 Hizo suyo el movimiento por el perfil derecho y causó estragos al buen planteamiento maño. El mejor.
Higuaín 6 Participa aunque no en su mejor versión. Pero puede haber llegado su adecuación antes que la de Benzema. Y eso es un hecho destacado.
Benzema  6 Salió, el equipo se volvió más rígido por el resultado, pero dejó su detalle.
Callejón SC
Nacho SC

Crónica Real Madrid (jornada 9) Rival: Mallorca

30 octubre, 2012 1 comentario

Publicado en MASLIGA.

MALLORCA 0-5 REAL MADRID

 

CRÓNICA PUNTO DE VISTA: REAL MADRID

JORNADA 9

FECHA: 28/10/2012

PARTIDO
MALLORCA-REAL MADRID
ALINEACIÓN MALLORCA
Aouate; Ximo, Conceiçao, Geromel, Bigas; Giovani (Arizmendi, min. 59), Martí, Fontás (Pina, min. 46), Nsue; Víctor (Marc Fernández, min. 78) y Hemed.
ALINEACIÓN REAL MADRID
Casillas; Sergio Ramos, Varane, Pepe, Essien; Xabi Alonso (Albiol, min. 80), Modric; Özil; Di María (Callejón, min. 73) Higuaín (Morata, min. 78), Ronaldo.
GOLES
0-1, min. 8: Higuaín. 0-2: min. 23: Cristiano Ronaldo. 0-3, min. 70: Higuaín. 0-4, min. 72: Cristiano Ronaldo. 0-5, min. 91: Callejón.
ÁRBITRO
González González (comité castellano-leonés).
TARJETAS
T.A: Amonestó a Modric y Xabi Alonso. Bigas y Conceiçao.

CRÓNICA:

A este Real Madrid aún le falta el hervor definitivo. Es una afirmación de lo más resolutiva, qué confirma lo visto en Mallorca en la tarde de domingo. Ya no son valoraciones bajo presión, y en partidos grandes, Champions o Supercopa; podemos hablar del mejor encuentro a nivel global del conjunto blanco, y en liga además; aunque llegue con los colores del otoño y tras conocer el récord en la anterior campaña. Mucho en esto tiene que ver Modric, el enlace definitivo para sosegar la jugada que correteaba demasiado en pies de Di María; sin que la vertical argentina sea un punto negativo, ni se hiciera desaparecer ayer, pero se encontraron otras sensaciones de más minutos: duraderas. Incluso volvió la pegada, ésa que se asocia al gol cuando no se quiere hablar del juego, bien por aburrido o por ignorancia; pero volvió ella, firme porque se jugó. A algo. A algo, más.

Caparrós, ya hecho a los domingos futboleros y frente a equipos ofuscados, era mal negocio para volver a un status. Colocó brega para mantener abierto al equipo con Nsue, tapando carencias de sus laterales, y dispuso de Giovanni Dos Santos para ejecutar el perfil más débil del rival. Tuvo minutos de recepción y pausa sin pérdida, en la izquierda; pero su alineación entrañaba no demorar demasiado la espalda de Essien, coartado por una línea de cal que le es extraña, más tras Dortmund, pero de solidez que encandila. Sobre todo a su entrenador. Pasado el peligro, Mallorca contaba con no muchas más armas a falta de Pina, o Pereira, y la verdad es que el doble pivote bermellón se ahogó fijado constantemente. No conoció de ese activo que se desligase para encontrar a Gio o Casadesús.

Era de esperar que si al Real Madrid no le esperas de otra manera, y ellos, encuentran la salida limpia; Modric no tardaría en aparecer. El croata se bastó para girar una y otra vez a los mediocentros del Mallorca y que Özil, y Di María sobre todo, detallasen la jugada. Hasta el ‘timing’ de la jugada en botas del 14 (¡uy, se escapó!) parece distinto, con Cristiano Ronaldo posibilitado para habitar el lado derecho. Un gran ejemplo es la jugada del segundo gol del encuentro, perfecta de izquierda a derecha, rematando en el perfil más débil o con mayor ventaja, posicional, pero es que antes había que cedérsela al 10, a Özil, para seguir vislumbrando la jugada. Ahí parte de la rúbrica croata en el partido, de nuevo cuño en cuanto a rendimiento real.

Determinantes Higuaín y Cristiano Ronaldo entre goles y asistencias (Foto de Pablo García en MARCA.COM)

Hemos narrado un segundo gol del partido, aunque la lógica nos dicta a citar el primer movimiento en el electrónico. A cargo de Higuaín, sí, en minutos del argentino acertado en distintos ámbitos de su fútbol, “minimizado” por muchos opinadores con ínfulas como quien escribe; pero determinante, esencia del jugador. Suyos fueron el inaugural y el tercero, y las asistencias a los dos de Cristiano Ronaldo para un acertado 0-4 ante un inoperante Caparrós. Intentó enmendar el desaguisado desde el olvidado Pina en la segunda mitad. Demasiado tarde. Fatídica lectura también viendo lo poco hegemónico que se muestra Xabi Alonso, pasando por una de esas rachas muy suyas manteniéndose en un hilo muy fino de su físico y de su juego. El verdadero 14 del equipo aunque éste realmente, o simbólicamente, estaba en botas de Modric. Y si había robo o los bermellones respiraban en botas de Giovanni Dos Santos, allí estaba Pepe para sofocar desde el lado izquierdo, y mostrando a Varane; otro que no puede pasar sin mención.

El punto y final sería de Callejón aprovechando una vertical más de Özil, uno de los más destacados por su renovado oficio en las últimas semanas. Por no decir que podría pasar por uno de los mejor valorados desde que pisó Barcelona. Mourinho sabía lo que se hacía dejando recados en rueda de prensa, despertando abiertamente, y nunca mejor dicho, al 10. Un despertar que se contagia a todo el equipo; uno con cordones nuevos, atados por un croata, pero sin encorsetarse.

VALORACIONES INDIVIDUALES:

JUGADOR
VALORACIÓN
COMENTARIO
Casillas 6 Solventó sin más un partido en el que no vio demasiado peligro en su área.
Sergio Ramos 6 Sumó desde el lateral aunque su valoración no puede ser más de la de alguien a quien ya le cuesta en esa posición.
Varane 8 Su salida comienza a ser una importante suma para que el equipo construya, mientras que se encuentra sobresaliente a la hora de recuperar.
Pepe 8 En un encuentro que parecía complicado si el Mallorca encuentra la espalda de Essién, él, entre otros, solventó “ese peligro”.
Essien 6 Estuvo positivo en un lado extraño.
Xabi Alonso 5 No se suma ni el robo se encuentra en posiciones más ventajosas, además de parecer superado en algunas acciones. Necesita, de nuevo, otra activación.
Modric 8 Hizo que los mediocentros girasen y tuvo el partido en sus botas en todo momento. Completó sus mejores minutos.
Di María 7 Ya no todo pasa por su vertical pero aun así sus movimientos predicen un final positivo. Asistió en el primer gol.
Özil  7 Ciertamente renacido en su nuevo carácter de oficio. Asistió en el quinto gol y estuvo en la mayoría de goles de su equipo, ejerciendo de 10.
Cristiano Ronaldo  7 Dos goles más una asistencia. La posesión le permite, incluso, sumar en el perfil derecho.
Higuaín 8 Determinante en muchos ámbitos. Dos goles y dos asistencias.
Callejón  SC
Morata SC
 Albiol  SC

Crónica Real Madrid (jornada 3) Rival: Granada

4 septiembre, 2012 1 comentario

Publicado en MASLIGA.

REAL MADRID 3-0 GRANADA

 

CRÓNICA PUNTO DE VISTA: REAL MADRID

JORNADA 3

FECHA: 02/09/2012

PARTIDO
REAL MADRID-GRANADA
ALINEACIÓN REAL MADRID
 Casillas; Arbeloa, Pepe, Sergio Ramos, Marcelo; Khedira, Xabi Alonso; Callejón (Di María, m.46), Modric (Özil, m.58), Cristiano Ronaldo (Higuaín, m.65); y Benzema.
ALINEACIÓN GRANADA
Toño; Nyom, Siqueira, Íñigo López, Borja Gómez; Juanma Ortíz (Torje, m.69), Iriney, Mikel Rico, Orellana (Jaime, m.74); El Arabi (Mainz, m.62) y Floro Flores
GOLES
1-0, m.26: Cristiano Ronaldo. 2-0, m.54: Cristiano Ronaldo. 3-0, m.76: Higuaín.
ÁRBITRO
José Luis González González, comité castellano-leonés.
TARJETAS
T.A: Pepe (39) y Arbeloa (69) por el Real Madrid. Expulsó a Borja Gómez por doble amonestación (13 y 60).

CRÓNICA:

El verde de la hierba en el Bernabéu aún lucía demasiado víctima del sol que soportaba Madrid, ambiente natural para una fecha que es habitual incluso en una primera jornada del campeonato. Tópico éste, sí, si a preparación de los equipos nos referimos, pero ocurrió evaluando la pesadumbre anodina de los noventa minutos. Una manera de generalizar, ya que entró Modric para dar al ataque organizado del Real Madrid la pausa que Özil no le aportaba. Pausa y ese descrédito al ritmo del conjunto blanco, que mencionaba justo antes, no parece lo más coherente escrito, pero el talento se sirve pausado; la pausa futbolística de las que algunos, muchos, adolecen.

“La pausa futbolística de las que algunos, muchos, adolecen.” Y Modric dio cuenta en fase ofensiva. Foto: Ángel Rivero (MARCA.com)

Luka Modric parece llegado para romper el nudo de soga al que parecía sometido el 4-2-3-1 del equipo, rígido y oxidado, cuyo único refresco se expresaba con el Barcelona en un alarde presión, robo y transición de pocos minutos. Mesut Özil, ahí, se hace grande pero ya está. No le ha dado per se, ese escalón más de fútbol que Mourinho y el equipo exigían para el reto de ganar todo, a lo José. Me explico: el equipo girará de cara a un popular 4-3-3, que haga fácil la lectura posterior pese a que el croata no es ese interior horizontal a Khedira; un jugador que no siente la llegada, pero sí el crear líneas desde la base o el primer pase. Y de una manera sencilla, aportará oxígeno para que todos los flancos sean ocupados removidos por el balón, caos para el rival. Como ayer ocurrió en la primera parte.

El Granada no adolece en esta campaña de centrocampistas, y a través de un 4-4-2 de fácil ejecución frente a un rival complejo, intentó minimizar el riesgo. Bien buscado, pero se encontró un nuevo efectivo dispuesto a encontrar la espalda de Iriney o Mikel para dar vuelo a lo que podría ocurrir por detrás. Luka ocupó ese perfil, atrajo en la presión a uno de los dos delanteros nazarís, y sometió al rival a través de la pelota. Aquí se incluye una de las variaciones más profundas: dejar libre a Cristiano muy metido a carril de “10”.  Un movimiento eficaz que provocó el remate del jugador solo desde fuera del área en dos ocasiones enlazado en la jugada por Khedira, dispuesto a proyectarse en el “volante” derecho e hilar para que Callejón formase, de nueve, conjunto a Benzema, preferiblemente inmóvil ayer. Marcelo encontraría carril para sumar en un ataque estático que pretende ser el leitmotiv de una nueva temporada en el Real Madrid. No puede sorprender que desde la izquierda el mismo Callejón en punta -doble-, asistiese el movimiento de Cristiano Ronaldo para el primer gol de la tarde. Ese espacio entre central y lateral se veía sometido por la movilidad de unos tacos, un balón y una fase ofensiva renovada e improvisada. Improvisada, no es mal entrenada, sino al contrario.

El espejo para la segunda parte sería sumamente diferente donde minimizar riesgos era el camino optado. La temporada pasada, en momentos culmen, hubo errores cuando el encuentro exigía dar ese paso atrás, conservador para algunos y ganador para otros. Es gran observación si se quiere llegar muy vivo a Abril y Mayo, por el desgaste fútbolístico y mental que suponen cada tres días exigencia. Entraba Di María por Callejón o simplemente Modric reposaba sobre mayor profundidad y menor roce con el balón. Verticalidad resumida en el segundo gol de Cristiano Ronaldo; otro desmarque aprovechando el exterior de Di María en carrera. No había más que decir, el ingrediente de la contra continuaba intacto y potenciado con Higuaín u Özil para dar más aceleración ante la especificidad de partido que se estaba dando: Respirar desde más atrás y arrancar con transiciones que no supongan desgate en próximo partidos. Minimizar riesgos en general. El tercer gol sería del ‘pipita’ a pase de Benzema, muy fijo en toda la tarde, pero sería un dato más a añadir en todo lo que dio la tarde de sí, con pausa.

VALORACIONES INDIVIDUALES:

JUGADOR
VALORACIÓN
COMENTARIO
Casillas 6 Meramente intrascendente en general en el partido.
Arbeloa 7 Su exigencia será menor si se va confirmando todo lo que luce la posesión blanca en fase ofensiva. Aun así, es constante en su rendimiento.
Pepe 6 De la línea defensiva al que menos se le vio expresarse con balón; y correcto en su despliegue defensivo.
Ramos 7 sumó en la circulación, algo que ya conocíamos el precedente, y estuvo bien en su faceta defensiva. Sin alardes.
Marcelo 6 Aún le falta ese hervor en determinación pero fue uno más en la fase ofensiva que será algo evidente en la nueva temporada. Irá a más, sin ser su partido para nada deficiente.
Xabi Alonso 7 Corrigió el perfil izquierdo y siguió con su regularidad de los últimos partidos, quizás el mejor si hiciésemos una nota global de lo poco de esta temporada.
Khedira 7 Se descolgó cuando la posesión le daba lucimiento para ello e incluso aportó continuación en el perfil derecho como novedad. Dirá.
Cristiano R. 8 Dos goles y cómo entendió su perfil de jugador a quedar más libre en un nuevo sentido para Mourinho. Mucho que ver.
Modric  7 Pausa para un equipo que carecía de ella y posesiones de más calidad.
Callejon  7 Surgió en ese doble nueve junto a Benzema. Dio una asistencia.
Benzema 6 Fijo. Quizás lo exigía el equipo y a partir de ahí explicar su partido.
Di María  7 Salió para dar verticalidad a la jugada y asistió con el exterior. Veremos su papel en próximos encuentros.
Özil 6
 Higuaín 6  Gol.

Crónica Real Madrid (jornada 2) Rival: Getafe

25 agosto, 2012 1 comentario

Publicado en MASLIGA.

GETAFE 2-1 REAL MADRID

 

CRÓNICA PUNTO DE VISTA: REAL MADRID

JORNADA 2

FECHA: 26/08/2012

PARTIDO
REAL MADRID-VALENCIA
ALINEACIÓN GETAFE
Moyá; Valera, Alexis, Abraham (Lopo, m.50), Miguel Torres; Míchel, Xavi Torres; Diego Castro, Barrada (Lacen, m.85), Lafita; y Miku (Colunga, m.70).
ALINEACIÓN REAL MADRID
Casillas; Arbeloa, Raúl Albiol, Sergio Ramos, Marcelo (Callejón, m.74); Lass (Benzema, m.59), Xabi Alonso, Di María (Di María, m.79); Özil, Cristiano Ronaldo e Higuaín.
GOLES
0-1, m.27: Higuaín. 1-1, m.53: Valera. 2-1, m,75: Barrada.
ÁRBITRO
Pérez Lasa, colegio vasco.
TARJETAS
Amonestó a Xavi Torres (44), Míchel (54) por el Getafe, y a Albiol (76) por el Real Madrid. Expulsó a Coentrao con roja directa por protestas desde el banquillo (90).

CRÓNICA:

Getafe por fútbol e ideas nunca fue una plaza fácil. Adecuada siempre por no entender de desfiles ni de exhibiciones, no se recuerdan grandes equipos siendo tales en el Coliseum. No es justificación, pero sí una lectura rápida y eficaz sobre conformidades y dejar pasar oportunidades por frías que estén unas piernas. Özil demostró ese témpano mandando a las nubes en un remate solo y certero por situación, no por finalización. Datos, datos y más datos; esos sí que te dejan aterido. Higuain, por ejemplo, metió su segundo gol de la temporada.

El gol a balón parado como revés en ritmo. El que ya no existía.

Lo que da validez a una crónica, a mi forma de entender, es el fútbol, de ahí que dejemos aparcados la mera información en número y ocasiones, varias en la primera parte por parte del Real Madrid por cierto. Un conjunto blanco y un Mourinho, capaces de casi repetir lo expuesto en Valencia, asumido que se jugó mal hace una semana,  y volver al Lass de revoluciones, al Higuaín del desmarque más vertical autor del gol; o dar paso a un dinámico Marcelo como mayor novedad. La ventaja en los primeros 45 minutos era el carácter de superioridad sobre la pareja de centrales del Getafe, en cuestión de espacio y claridad. No fue por movimiento de los de delante, que salvo Di María, todo se mantenía rígido, como si no pasase nada, y es que en verdad el repliegue estaba controlado. Mas por todo lo que quedaba por detrás de la jugada. Lass Diarra ha sido mencionado y no Xabi Alonso, el de mayor categoría conteniendo una mejoría sobre el rival notoria. Incluso Cristiano Ronaldo tirando de diagonal podría haber aumentado la ventaja, y no la única referida y posteriormente reflejada en el marcador. Había tranquilidad, hasta futbolística.

La exposición del segundo tiempo se produce con guiones diferentes e incluso sobre el reparto: caótico entre los visitantes atendiendo a los nervios, a la falta de ritmo y al déficit en organización tanto desde el banco como en el césped. Lopo fue el primero en trastocar el carácter sedentario de una pareja de centrales azulona que no imponía el poder jugar de frente. Esa sería la primera variación poco antes que Valera pusiese la igualdad al partido a balón parado, cómo no. El revés mental a un equipo, ya no sólo rígido en fútbol. Ahora las líneas eran cuestión de Özil; a Mourinho no le bastaba con Benzema generando; y la transición defensiva quedaba supeditada a un escaparate para Colunga donde sólo faltaban focos, aceras rojas y champán. Así se produjo el segundo gol local y la ventaja definitiva; mientras desde el banquillo blanco la única apuesta era más de carácter mitológico que real. Sí, el mito de cuántos más arriba más fácil. Ese lema que choca de frente con el “cuando más te aproximas a la portería, más te alejas del gol” de Lillo. Lecciones de precipitación, supongo.

VALORACIONES INDIVIDUALES:

JUGADOR
VALORACIÓN
COMENTARIO
Casillas 5 Inseguro e intrascendente. Tampoco voy a restar méritos ni sumar críticas.
Arbeloa 5 Bastante ineficaz en la lectura donde el simple movimiento de Di María podría haberle concedido tiempo para la posesión.
Albiol 6 Superado en el segundo gol; su partido fue correcto.
Ramos 6 Sergio Ramos en sí no fue superado y en la primera parte pudo mantenerse fiel a un rendimiento que le ha hecho indiscutible. Nada que añadir.
Marcelo 5 Muy fuera de un ritmo de fútbol adecuado y que sume en juego. Poca salida a banda.
Xabi Alonso 7 Importante en el repliegue incluso cuando el equipo se venía abajo por carácter y fútbol. Quizás algo falto de acierto técnico.
Lass 6 Acierto por revoluciones aunque se disipó al igual que el equipo con el revés mencionado en la crónica del partido.
Di María 6 Dinámico y despuntado en la estadística. El mejor entre los de arriba y cuyo físico le da ventajas en este mes.
Ozil  4 Salvo la creación de líneas tras el empate, jugador cuyas decisiones restaban y acumulando cierto número de pérdidas imprudente. De los más perjudicados por el actual ritmo global.
Cristiano  6 Alguna diagonal contrajo peligro incluso sumando desde el centro. Pero técnicamente está lejos de su mejor acierto.
Higuaín 5 Adelantó a su equipo en su especialidad del desmarque y la determinación. Y ya.
Benzema  6 No tuvo tiempo ni espacio ante la acumulación para generar. Y aun así alguna tuvo en su debe.
Callejón S.C. Cambio que saca a relucir la incapacidad técnica del banquillo de Mourinho. Poco que obtener ante la obstinación general.
 Morata S.C.  –

Crónica Real Madrid (jornada 1) Rival: Valencia

18 agosto, 2012 1 comentario

Publicado en MASLIGA.

 

REAL MADRID 1- 1 VALENCIA

 

CRÓNICA PUNTO DE VISTA: REAL MADRID

JORNADA 1

FECHA: 19/08/2012

PARTIDO
REAL MADRID-VALENCIA
ALINEACIÓN REAL MADRID
Casillas; Arbeloa, Pepe (Raúl Albiol, m.46), Sergio Ramos, Coentrao; Lass (Benzema, m.62), Xabi Alonso, Özil; Di María (Callejón, m.70), Cristiano Ronaldo e Higuaín.
ALINEACIÓN VALENCIA
Diego Álves; Joao Pereira, Víctor Ruiz, R. Costa, Mathieu; Feghouli (Valdez, m.82), Gago, Tino Costa, Guardado (Piatti, m.65); Jonas y Soldado (Parejo, m.70).
GOLES
1-0, m.10: Higuaín. 1-1, m.42: Jonas.
ÁRBITRO
Delgado Ferreiro.
TARJETAS
T.A: Xabi Alonso (74) por el Real Madrid, y a Feghouli (31), Víctor Ruiz (50), Joao Pereira (84) y Piatti (87) por el Valencia.

CRÓNICA:

<<Encontrar un planteamiento que no les permita pensar>> No son palabras textuales de José Mourinho, ni aproximables. Pero sí una afirmación que bien podría extrapolarse de lo visto en el Real Madrid durante la tarde del 19 de Agosto. Y es que el Valencia fue rival, o mejor dicho, será; una circunstancia que no evade de la simpleza ayer mostrada, la rigidez expresada, y lo estático que parecía todo. Si quieren ejemplos véanse Cristiano Ronaldo: sin exigir a Joao Pereira y Ricardo Costa solventaron un encuentro notable, casi sobresaliente… admirable sí, pero corto en sensaciones positivas para el cuadro local.

Valencia tuvo la posesión real del encuentro, un dato importante, pero nada que evidenciar. El rival no sufría porque no se creaban nuevas líneas de pase; y el repliegue en la figura de Xabi Alonso sufría menos, por citar una cantidad. Fue el mismo mediocentro quien soltaba a su equipo con desplazamientos que hacían olvidar por momentos la anestesia general, facilitado por su situación, entre centrales y la posición de los laterales esperando muy arriba. Coentrao estiraba por su perfil a un Valencia peligroso por la banda ocupada por el portugués, así limitaba al rival, y generaba peligro real. Aunque no fuese él, sino la vertical de Higuaín y la técnica de Di María, quienes abriesen el marcador de esta temporada; algo no apto para puristas, sí para deterministas. Así es el ‘pipita’, una clase de jugador cuya evolución parece haber retraído talento, o mayor fútbol; hasta ganar gol y en un recurso eficaz e importante.

Higuaín como foco principal tras su gol en un equipo demasiado rígido, para “no pensar”.

El empate al borde del descanso sólo fue una señal de lo equilibrado del encuentro, acierto de porteros en ambos lados aparte. La continuidad del juego no se merecía ni la más simple mención. Ver una afirmación así y apuntar a Lass, sería otro error, oportuno a la hora de exprimir a Jonas en tareas que no le correspondían, y apagar a un Guardado con chispa. Mismamente Özil encontraba pocos carriles para conducir, crear velocidades, y la partida en claro decaimiento exigía de Benzema, el mediocentro del área. Vistazo fácil a las características del francés que pronto se pondrían en tela de juicio con mayor movimiento pero igual ritmo, angosto como el mes.

Pellegrino se creyó durante fases del partido que la entrada de Parejo por Soldado haría más por rebelar a la masa de posesión, algo que con la salida de Valdez se demostró que esos minutos caían en el error sin nueve y facilitaba al rígido blanco en su repliegue. Incluso Albiol, sustituyendo a un lesionado Pepe en el descanso, quiso recordar sus temporadas ‘ché’ con disparos desde fuera del área, simbología misma de lo que estaba siendo ese colectivo una vez llegados a tres cuartas partes del campo. De nada servía los intentos de Di María hacia la diagonal de Higuaín, larguero mediante, o la entrada de Callejón. Y eso que en beneficio del canterano diremos que <<a buen entendedor pocas palabras bastan>>.

VALORACIONES INDIVIDUALES:

JUGADOR
VALORACIÓN
COMENTARIO
Casillas 5 Erró en el gol del Valencia.
Arbeloa 6 Muy correcto en su faceta de mayor importancia ayer, coincidiendo en el duelo directo con Guardado.
Pepe 6 Se lesionó en el descanso pero su valoración es notable, o mejor dicho, sin problemas ante un rival que le exigió mas bien poco.
Ramos 7 Algo más vistoso que su compañero a la hora de arriesgar en el posicionamiento incluso como foco de posesión.
Coentrao 8 Estiró al Valencia por su perfil y generó ocasiones dentro del poco espectáculo y rigidez dados. Todo parece indiciar que está ante el año de su asentamiento real.
Xabi Alonso 6 Vistoso en ese desplazamiento desde la defensa hasta llegar a casi zona de aceleración. Le faltó algo de recorrido o acompañamiento por delante.
Lass 6 Exigió a Jonas, apoyó en la recepción de Guardado, y no malinterpretó nada de lo explayado por Mourinho en el partido.
Özil 5 Sin conducción ni generación de líneas para el juego. Víctima de una anestesia general que benefició al Valencia y su pareja de mediocentros.
Di María  7 Determinante con una asistencia y otra que bien pudo ser. Resolución para argumentar un encuentro opaco colectivamente.
Cristiano  5 Inadvertido e impreciso.
Higuaín 7 “No apto para puristas, sí para deterministas. Así es el ‘pipita’, una clase de jugador cuya evolución parece haber retraído talento, o mayor fútbol; hasta ganar gol y en un recurso eficaz e importante.” 
Albiol  7 Solventó notablemente la poca exigencia del partido e incluso fue apoyo en la posesión dentro de lo que fue el encuentro en sí.
Benzema 6 Generó dentro de los recursos que él podría aportar en su recepción muy arriba sin ser “nueve”.
Callejón 7  Su lectura de lo que su nivel puede aportar es excelente.

Génesis de unas semanas de locos

12 abril, 2012 1 comentario

No es práctica habitual publicar crónicas del Real Madrid realizadas para Masliga en el blog, pero creo que vale la pena hacer una excepción.

Dar pie a una crónica con una referencia que parece bíblica o al menos, conceptualmente, parte de la misma; y en la que desconozco si la fe de Mourinho durante algún momento decayó viéndose a cuatro puntos de un rival que no te sopla de la nuca, te abanica. Hablamos de la razón más fuerte para querer emerger con categoría, la de quién conoce ese contexto del límite y acerca a los suyos al mismo: un delgado trazo que ya le fue positivo en pasadas temporadas. Sin ir más lejos hace un año con el serial de encuentros en tono de clásicos, solo que esta vez tocar oro en una única ocasión no parece suficiente. A eso juega y a eso le gusta jugar, en el juego que ya conoce y que se sabe uno de los mejores. Siempre reconociendo que lo hace desde la fórmula del fútbol… y si algo falla: Cristiano Ronaldo.

…y si algo falla: Cristiano Ronaldo.

Ninguna palabra sobra pero no nos podemos evadir del término presión. Una definición básica pero sencilla, tópica a la vez que recurrente, y siempre sin mirar a la dirección de lo que se va a exponer sobre el verde, lo verdaderamente importante. Ahí las apuestas en la previa siempre eran arriesgadas: los “sistemas”, su adecuación y el peso del cansancio mental. Sin Lass, Altintop, Sahin o Marcelo, la razón sí que se impuso al debate donde la continuidad del “doble pivote” era un hecho. Los nombres vendrían con la novedad de Coentrao, Kaka’ o Di María; individualidades para unas condiciones específicas del encuentro y el rival desde un punto de partida:

–          La amenaza para el Atlético de Madrid poder llegar a línea de fondo: Coartar la salida de los laterales rojiblancos y exprimir a los teóricos “volantes”, vitales en el repliegue de Simeone si éste ocurre.

–          El hecho de concebir un partido donde tu segunda jugada no domine: la pérdida es de un volumen mayor en cantidad y calidad para el rival. Ahí individualmente Di María o Coentrao por condiciones innatas pueden salir reforzados ante un contexto “pobre”.

Dos razones para la previa aunque en el fútbol nunca puedes saber, sólo analizar un azar. El imposible. Pero de su fragancia se embriagaron para llenar el Calderón acólitos de Simeone, creyentes de que sufrir es el infinitivo impuesto y que ahora corre viento favorable, con relaciones sobre el campo renovadas y bien construidas. De no ser así, Mourinho no hubiera puesto al dueto Di María-Kaka’ a una altura tan cercana de Xabi Alonso para dar origen a la jugada, la misma que no se mantenía y sobrevivía del slalom de Cristiano Ronaldo. Una primera parte que cronológicamente contiene protagonistas en rojo y blanco. Ninguna casualidad. Todo parte del giro de Diego a espaldas de Khedira, el desmarque de Adrián para dar tiempo y por supuesto, vivir del espacio obtenido en la recepción de Falcao entre centrales; quienes son capaces de erigirse como la mejor dupla europea –así lo creo- y no poder contener a uno de los goleadores por excelencia del continente, de esos elegidos para gritar el gol. Si la ventaja al descanso no es de Simeone, es debido a que entre “el lío” emerge alguien sublime en la mejor liga para dejar en la red de Courtois un balón parado que anteriormente se le resistía. Benzema tuvo su oportunidad con la cabeza y falló. El portugués, no.

Explicaciones varias sobre 45 minutos de juego donde pelota y conjunto ‘blanco’ no iban de la mano. Simplemente una ligera impresión de calidad con esférico permitía a Xabi Alonso llegar a campo contrario y robar (3 balones – minuto 20), en un ejemplo más. Misma raíz para comprender lo desquiciado del cuadro de salida del Atlético de Madrid entre centrales y los dos mediocentros; desde Perea hasta Tiago. Simeone no quería el cuero cerca de su portero y todo se debía a una razón de peso.

Si una mitad le fue infiel al Atlético de Madrid, tras el descanso se debía partir desde la base de olvidar esa “asta futbolística” aunque el Real Madrid, con Özil y no Kaka’, consiguiese variar las dinámicas a un dominio con balón más positivo. Xabi Alonso cogió el oxígeno de los metros: tanto para permanecer en campo del rival como ser un apoyo vital para Khedira en la red sobre Falcao y el movimiento a su espalda de Diego, efecto que obligó a Mourinho al cambio mentado en este período retocando la mediapunta. Un foco sobre el esférico que contenía precedentes para que se diese: Coentrao comenzó a ganar línea de fondo y Cristiano Ronaldo continuaría con el prolijo slalom. La parroquia rojiblanca sobrevivía con determinación en un período que parecía gravar en las conciencias que recordaban un pasado con menor identidad por estadística; para ello encontraría en transición a Adrián entre líneas. El excelente jugador con denominación de diferente en la plantilla, activaría las jugadas desde un ‘tempo’ muy particular que permitiese acceder al lateral, tan importante en este Atlético, como vital para que Falcao alcanzase la cima de la efectividad en el simple remate. Su cuenta: un gol. Su factoría de potenciales goles: infinita, en la noche de ayer.

Falcao es de ese tipo de jugadores nacidos para gritar gol.

El viaje del Real Madrid tenía visos de ser de ‘business’ hasta aquel remate de cabeza de Radamel Falcao. Tocaba volar en clase turista pero con un pasajero muy especial, ése capaz de elegir la noche del 11 de Abril como una firma más en su historia con una pluma muy similar, incluso en mes, a un zarpazo desde Oporto que metía al Manchester United en unas Semifinales de Champions League, en otro contexto complicado por la propia competición. Hay cosas que los grandes jugadores no olvidan y es que son ellos quienes pueden elegir la suerte. Una suerte con forma de ventaja en el marcador que hiciera moverse a Mourinho para dar salida a Higuaín, aprovechar su vertical e intentar cerrar el encuentro como así hizo. Ese movimiento recto, ése que desfigura al central por su amenaza ante el gol y capaz de forzar el error de un Godín espléndido en la anticipación durante todo el partido. Penalty y gol. Consecuencias de un resultado abultado donde ya el doble pivote de Simeone naufragaba demasiado atrás desde hacía minutos. Callejón rubricaba el fiasco: mental primero, y luego futbolístico.

La élite no escapa de detalles que rellenan esa denominación tan espléndida. Ser TOP como diría Mourinho; capaz de mostrarse impasible ante cada uno de los goles de su equipo en un entorno que por la previa parecía más inaccesible que hace una semana. Mensajes puntuales que te preparan para la competición en lo definido como <<la génesis de unas semanas de locos>> donde toca erigirse para alcanzar el oro con el fútbol ya aprendido.